Aprender a ser viejos y cada día más sabios

Cada día más sabios

Viejo es quien considera que su tarea está cumplida.

El que se levanta sin metas y se acuesta sin esperanzas.

Me lleva a pensar que podemos tener 100 años y lograr que nuestra alma se haga cargo del vehículo físico en la línea de decadencia. La famosa “eterna juventud” del pensamiento griego se basa en la conexión con el anhelo de contribuir a la comunidad de manera cada día más refinada y sabia. Unas veces asumiendo roles que no a todos gustan, y otras, apoyando silenciosamente lo que se entrevé que beneficia.

Aspectos tales como la mirada al horizonte por venir, la confianza en la inteligencia de vida, el entusiasmo por la utilidad aportada en un mundo cada día más consciente, la estabilidad emocional, la gestión más sabia de las pérdidas y tantas cualidades que se despliegan con la experiencia, convierten a la vejez en una etapa de gran belleza y gratitud.

En nuestras manos está aprender a ser viejos y cada día más sabios.

José María Doria

Mentor Transpersonal

 

AGENDA DE ACTIVIDADES Y RETIROS

 

Comparte

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest